Scones sin complicaciones

 Whole Kitchen, en su propuesta dulce para el mes de Enero, nos invita a preparar un clásico escocés: Scones.
 Yo he querido simplificar un poco la receta, por lo que he prescindido de la levadura y he sustituido la nata que se suele usar por leche. Este ha sido el resultado:
Receta de scones fáciles

 No está mal, ¿verdad? Bueno, vamos con los ingredientes:
  • 250 g de harina de trigo
  • 50 g de azúcar
  • 75 g de mantequilla muy fría
  • 1 huevo
  • 125 ml de leche
  • Vainilla en polvo
  • 1 pizca de sal
 Precalentamos el horno a 190º C.
 En un bol mezclamos con las manos la harina, la sal y la mantequilla junto con el azúcar hasta que veamos que está integrado y tiene una apariencia terrosa. En otro bol batimos el huevo con la leche y la vainilla. Añadimos a la mezcla seca y removemos un poco, pero sin mezclar demasiado. Sobre una superficie enharinada amasamos un poco más y vamos haciendo pequeñas bolitas que colocaremos en una bandeja. Hornear unos 15 minutos, hasta que veamos que están doradas.
 ¡Y ya está! ¿No os parece sencillo? Pues animaros a prepararlos y ya me contaréis.

6 comentarios
Comentarios
Deja aquí tu comentario:
comentarios google
comentarios blogger
comentarios facebook

6 comentarios:

Publicar un comentario